Animales en la calle

Vaquero

Para quienes vivimos en países, comunes y corrientes como Honduras, no es extraño atropellar un animal en la carretera.

Curioso que solamente hay leyes en caso de que sea una res herrada, con lo que puedes dedicar una mañana entera en ir a la alcaldía y al juzgado de paz, llevar la marca de el animal, o sea el cadáver sobre el tonó y preguntar quien es el dueño.  Parece simple, con esto puedes saber quien debe pagar tu reparación, así que lo buscas en su hacienda y le reclamas porqué ese animal anda en la calle.

Hay dos opciones: la primera es que sea un hacendado y te saque a escopetazos de su propiedad, la segunda es que te diga que no tiene dinero y te regale la carne de la res, lo que pudiste haber hecho sin perder medio día.

Si atropellas un perro, tan duro como un pitbull, cierra los ojos y resígnate a pagar los diez mil indios que te costará la reparación.

No hay comentarios.: